Aunque siempre se ha recomendado el cuidado del agua, parece increíble que aún veamos gente en la calle lavando con mangueras sus automóviles o dejando fugas eternas en el baño, simplemente por no querer pagar un plomero.

Por eso, no está de más volver a repetir los consejos para cuidar el vital líquido, que es tan escaso y que en lugares como el Medio Oriente o Sudáfrica, y sin ir más lejos la Ciudad de México, ya es un problema la escasez, incluso para las necesidades tan básicas como simplemente bajarle a la taza del baño.

Para ahorrar agua, recomendamos:

  • Bañarse en el menor tiempo posible y cerrar la regadera al momento de enjabonarse.
  • En el lavado de dientes, abrir la llave solo cuando se enjuague la boca.
  • Al lavar trastes, también cerrar la llave al momento de enjabonar.
  • Al usar la lavadora, poner cargas justificadas, y no hacerla con pocas prendas.
  • Regar las plantas en la mañana o por la noche.
  • Insistimos, no se debe lavar el auto con una manguera, sino con una cubeta con agua.
  • Siempre vigilar el estado de llaves y tuberías, en caso de alguna fuga, llamarle al plomero.
  • Antes de bañarte, en lo que sale el agua caliente, poner una cubeta para que el líquido no se desperdicie.
  • Evita jugar con el agua, mojarse por diversión no es lo más adecuado.